Los retos de la Riviera Maya

En síntesis se considera que los atractivos naturales de la Riviera Maya mantienen un creciente flujo de visitantes que se diversifica hacia las diferentes alternativas que la integran, el contraste de la modernidad de Cancún, el ambiente eco-rural de Tulum, la atmósfera ligera y provinciana de Playa del Carmen, los ambientes de super lujo de Mayakoba, las ruinas arqueológicas, los formidables parques como Xcaret y Xel-Ha, generan un conjunto de integración único en su tipo cuya sustentabilidad dependerá de la capacidad de la región para atender los siguientes retos:

• Capital humano: empleo, inclusión social, vivienda.
• Congruencia regulatoria.
• Infraestructura urbana.
• Esfuerzos coordinados y acciones integradas de
preservación ecológica.
• Alternativas de conectividad.

Existen 3 ejes fundamentales dentro del desarrollo urbano turístico sustentable. El primer eje está representado por el ambiente físico y los recursos naturales que definen los atractivos del lugar. Un segundo eje representado por el subsistema socioeconómico que incluye las características de población, el crecimiento demográfico, la infraestructura de servicios y el soporte a la actividad turística. Por último, un tercer eje que contempla la eficiencia de la integración urbana de los primeros dos, en miras de converger en este marco de sustentabilidad. Desafortunadamente es frecuente que los tres ejes exhiban dinámicas opuestas en donde el cuidado de uno produce el deterioro de los otros. En la Riviera Maya se aprecia que el eje relativo al factor humano donde la necesidad más sentida es la de vivienda, es el que muestra un mayor deterioro.

En materia de vivienda, analizando las viviendas en construcción en la Riviera Maya, en comparación con la Cd. De Monterrey, solo el 1% de las viviendas en esta zona están en el polígono de contención urbana número 1, mientras que en Monterrey es el 13%. En contraste en el polígono U3 el más lejano de la infraestructura de servicios el 51% de las viviendas en construcción de la Riviera Maya están en este polígono mientras que en Monterrey solo el 37%. Esto es efecto de fenómenos especulativos que encarecen la tierra limitan la construcción de vivienda social cerca de los núcleos de empleo para la actividad turística, favoreciendo la fragmentación social.

La problemática de fragmentación social se ve agudizada por la inestabilidad en el empleo derivada de la falta de continuidad de las temporadas bajas. Todo lo anterior contrasta con la necesidad de tener trabajadores cada vez más capacitados, más estables y más especializados en los diversos segmentos de mercado que la diversidad de visitantes a la Riviera Maya demanda.

Picture of a Playa del Carmen beach

Otro reto de gran importancia es la integración de políticas coordinadas en el ámbito regulatorio y criterios que hagan prevalecer estable y sustentable el sistema. La autonomía municipal y la insuficiente infraestructura humana en cada municipio para atender los retos de la complejidad urbana del desarrollo turístico del destino propicia soluciones anárquicas que afectan la estabilidad y sustentabilidad a largo plazo de la Riviera Maya como destino. Se hace necesario que los gobiernos estatal y municipales participen con la iniciativa privada en la generación conjunta tanto de los planes de desarrollo como de los ordenamientos que determinan la regulación de la zona.

 

La Riviera Maya es un conjunto integrado de alta complejidad que involucra una gran cantidad de actores, medios de transporte, operadores turísticos, desarrolladores inmobiliarios, gobiernos estatales y municipales, entidades federales, organismos ambientalistas, tour-operadores, y prácticamente todos ellos enfocados hacia una causa en común, la preservación y mejoramiento de la Riviera Maya como un destino turístico formidable, diferenciado y altamente competitivo. La complejidad del asunto implica la creación de una entidad que pueda eventualmente aglutinar a todos como una especie de centro de estudios estratégicos que aporte un marco de referencia completo y sustentado que establezca tanto condiciones de mercado, de sustentabilidad ecológica, socioeconómica, de desarrollo urbano, de movilidad, de requerimientos de preservación, de innovación de posicionamiento y muchos otros; en síntesis debe haber un sistema integral de información que detone acciones coordinadas para lograr un fin común.

 

Fuente:

Escito por: Alberto Limón Figueroa Socio fundador de Consulta Management Consulting

Este es un fragmento del artículo ¿El turismo en la Riviera Maya es sustentable?, de la edición 110 http://inmobiliare.com/inmobiliare-110/

Leave a Reply